en Santa Pola, Alicante

  • Full Screen
  • Wide Screen
  • Narrow Screen
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Spanish Dutch English French
Blog >>> Los ladrones de energía

Los ladrones de energía

 

absobe_energiaDía 13: Invasión

13 de diciembre. 2011

No sé si os ha pasado alguna vez. Estás tan tranquilo en la oficina, tienes un buen día y estás de buen humor, te levantas a por un café, y cuando vuelves, no sabes porqué, pero vuelves de muy mala leche, cegándote en todo y plenamente consciente de lo mal que están las cosas.

Si te ha pasado algo parecido, probablemente te has encontrado en tu camino con un ladrón de energía. Los ladrones de energía están en todas partes, en la oficina, en el mercado, en el bar… Son individuos (hombres o mujeres) de aspecto aparentemente inofensivo, pero que en una breve conversación son capaces de chuparte la energía necesaria para el resto del día y  amargártelo del todo. Están al acecho de tu llegada y siempre tienen una palabra pesimista y de desanimo para soltar en el momento del encuentro  contigo.

¿Cómo reconocer a un ladrón de energía? No les reconocerás por su forma de vestir, ni por su apariencia física, están camuflados entre la multitud; tan sólo les podrás identificar por sus conversaciones, se trata de gente que sólo usa términos negativos, jamás te cuentan una buena noticia, jamás reconocen lo bien que están ni son capaces de ver aspectos positivos en las cosas. Comentan, eso sí, “lo mal que está todo (incluidos ellos y tú)”, se quejan de sus compañeros, generalizan lo negativo y son capaces de predecir el futuro en términos pesimistas. La crítica destructiva es su principal hilo argumental. Son constantes y persistentes en sus argumentos, no atienden a razones y dedican bastante más tiempo a hablar que a escuchar. Nunca reconocen lo que son, porque sólo ven el mal en lo ajeno y nunca en sí mismos, odian al mundo y creen que el mundo les odia, están convencidos que una conspiración judeomasónica les quiere destruir. Suelen reírse poco, y si lo hacen es sólo de las desgracias ajenas.

Son personajes tremendamente peligrosas, pues sin que lo notemos son capaces de chuparnos nuestra energía vital. En epocas de crisis, como la actual,  encuentran su caldo de cultivo ideal para crecer y multiplicarse. Si suena el teléfono y tu interlocutor es un ladrón de energía, cuando cuelgues siempre estarás anímicamente peor que antes de atender la llamada. Son capaces de ser muy convincentes, y su negativismo es su fuente de vida. Muestran una total resistencia al cambio, están convencidos que cualquier cambio es para peor, y tratarán de convencerte a ti también. Su objetivo final es contagiarnos a todos, hacer que pasemos al lado oscuro y dominar la tierra, y a aquellos que no consigan contagiar les agotarán con su negativismo hasta dejarles exhaustos.

Sólo una dosis de optimismo inteligente, una visión positiva de la realidad y un estado de ánimo fuerte y decidido podrá impedir que caigamos ante su poder. No te creas todo lo que te dicen, no dejes que sean ellos los que elijan como tienes que pasar el resto del día, ni cual tiene que ser tu estado de ánimo. Y si, aún así, te han atrapado y sientes que te están absorbiendo la energía, es urgente que te eches unas risas, que te descojones con algo o con alguien antes de que te conviertas en uno de ellos.

Estate alerta, la tierra está en peligro.

Fuente: http://www.dosabrazos.com/652/dia-13-invasion

Ruta: Blog >>> Los ladrones de energía